HISTORIA

Moda para Gorditas - Franquicias de ropa
Hace años empezamos a crear ropa para gorditas cuando todos te daban vuelta la cara…
 
La marca PORTOFEM, creada por Lidia Urdinez, nace en el año 1995 con un nuevo concepto: Moda Real para Mujeres Reales.
 
En PORTOFEM entendimos la importante necesidad de crear moda para gorditas y desarrollamos una nueva dimensión de pensamiento integrador para asistir a todas aquellas mujeres de talles grandes, brindándoles la posibilidad de alcanzar su belleza natural en toda su plenitud.
 
En el año 1994, con el asesoramiento de especialistas, realizamos un estudio de las medidas antropométricas de la mujer Argentina y pudimos dar con un standard que nos permitió desarrollar una moldería exclusiva y bien balanceada que respeta las características raciales y estructurales de nuestras consumidoras.
 
Como consecuencia de la gran demanda a nivel nacional, establecimos nuestra fábrica en Mar del Plata y reprogramamos la producción para poder abastecer a varios puntos de venta en todo el país contando con prendas de invierno y verano durante todo el año.
 
PORTOFEM fue una de las primeras marcas Argentinas en ofrecer franquicias de ropa. Nuestra intención es seguir expandiendo la cadena de franquicias de ropa en cada ciudad principal del país y el exterior para abastecer con moda, diseño y calidad a tantas mujeres reales desatendidas por la moda. PORTOFEM es la puerta de entrada a un negocio exitoso y sin competencia. Ofrece un concepto innovador que atiende a un nicho de mercado olvidado por la moda, con alta rentabilidad y rápido recupero de la inversión.
 
La belleza es una actitud, no una cuestión de medidas
 
El cuerpo humano no parece haber sido concebido para el estilo de vida actual. El aumento en el consumo de alimentos ricos en grasas e hidratos de carbono y la gran disminución en la actividad física, gracias al confort, a los entretenimientos sedentarios como la televisión, los juegos electrónicos, la computadora e Internet, nos llevan a un inevitable aumento de peso, que es consecuencia de la actual cultura en todo el mundo.
 
Contradictoriamente, los patrones estéticos de esta misma cultura no aceptan a las mujeres plus size como modelo, sino por el contrario las rechazan y discriminan. Parecería que a medida que los cuerpos se ensanchan, la ropa de moda se aleja. La delgadez extrema se nos impone como modelo supremo para tener lugar en este mundo y ser valorados socialmente. Se habla despectivamente de la ropa para gorditas como si no pudiera existir buen diseño y calidad en talles grandes y se debiera condenar a las XL a vestirse con lo que encuentren y las tape. No se les ofrece la oportunidad que tiene cualquier mujer de elegir y disfrutar de la moda.
 
En PORTOFEM marcamos tendencia y pusimos al talle grande de moda. No aceptamos el concepto de ropa de talles especiales con la connotación negativa que algunos sectores de la sociedad intentan transmitir. Nosotros hablamos de acceso a la moda, que es el derecho que cualquier mujer debe tener, sin importar su edad o tamaño.